9 Mayo 2009

Reflexión de Javier Romañach (en video y escrita)

Archivado en: Presentacion — admin @ 11:01

Javier Romañach, uno de los impulsores del foro de vida indepediente nos lanza está reflexión (http://www.youtube.com/watch?v=yTGQq5GlFgw):

Las tres patas de la autonomía personal o la vida independiente Conseguir la autonomía personal, o la vida independiente, de las personas discriminadas por su diversidad funcional, es el objetivo de la nueva Convención internacional de los derechos de las personas con discapacidad (diversidad funcional) y debería haber sido también el objetivo de la Ley de promoción de la autonomía personal y atención a las personas en situación de dependencia. Para conseguir esa autonomía, tanto moral (posibilidad de tomar de decisiones en libertad), como física (posibilidad de moverse en el entorno), es imprescindible garantizar la igualdad de oportunidades de este colectivo. A su vez, la plena igualdad de oportunidades de las personas discriminadas por su diversidad funcional reposa sobre tres patas imprescindibles: • accesibilidad • productos de apoyo (o ayudas técnicas) • asistencia personal. Para las dos primeras, las nuevas tecnologías constituyen un papel fundamental; piénsese por ejemplo, en las rampas de los autobuses, en el subtitulado o en las sillas de ruedas automáticas o la síntesis de voz. También la tercera pata, la asistencia personal, ha llegado a España gracias al uso intensivo de Internet realizado por el Foro de Vida Independiente para luchar por este derecho.

Parece obvio, pero conviene recordar que la accesibilidad empieza por el domicilio en que uno vive, y se convierte en una condición necesaria, pero no suficiente, para conseguir resolver la pata de la accesibilidad. Por ello, tanto el diseño de las nuevas viviendas, como la adaptación y reforma de las viviendas antiguas, de manera que todas las personas puedan vivir en ellas, se convierte en un pilar básico e indiscutible de la igualdad de oportunidades y de la erradicación de la discriminación. A fin de clarificar la relevancia de estos tres aspectos, partamos de ejemplos concretos que podrían ser reales:

María tiene 40 años y una tetraplejia que, además le impide hablar. Dispone de una silla automática, para desplazarse, una grúa de techo para levantarse y acostarse, un comunicador de voz que va incorporado a la silla y un sistema tecnológico que le permite manejar el ordenador. Estudió una carrera y ahora teletrabaja desde casa para una empresa multinacional, ganando un salario digno que le permite pagar el alquiler. Su edificio y su barrio son accesibles; su portal dispone de un sistema de llave proximidad que lleva en la silla y abre la puerta de su piso con un mando a distancia que puede pulsar. También es accesible todo el transporte público de su ciudad. Además dispone de la Asistencia Personal necesaria para desarrollar una vida normal, levantarse, acudir a reuniones cuando son necesarias, hacer la compra, cocinar, mantener su casa en orden, salir con sus amigos, irse de viaje, etc.

Pepe tiene 25 años y también tiene una tetraplejia, muy similar a la de María, pero puede hablar con normalidad. No tiene silla automática, porque le ocupa demasiado espacio y pesa mucho para bajarla por las escaleras de su segundo piso sin ascensor. No dispone de asistente personal y depende de su madre para levantarse, salir a la calle, comer, etc. Apenas se mueve de casa, por la falta de accesibilidad y porque su madre, ya mayor, apenas puede empujar su silla. Los transportes públicos son inaccesibles; no usa el ordenador, porque no puede teclear bien. Sus días transcurren frente a la pantalla del televisor.

Como se puede deducir de estos ejemplos, la autonomía personal y la igualdad de oportunidades no dependen de la tetraplejia, sino del grado de disponibilidad de las tres patas: accesibilidad, productos de apoyo y asistencia personal; Sin embargo, la Ley de Promoción de la Autonomía no garantiza el acceso a los productos de apoyo que se derivan de ella; además la ley tampoco provee asistencia personal suficiente y, por si fuera poco, el incumplimiento de las leyes de accesibilidad es sistemático en nuestro país.

Por lo tanto, mientras no se modifique la Ley de Promoción de Autonomía, en concreto su artículo 19 y su Disposición Adicional tercera y mientras no se cumplan las leyes de accesibilidad, la prórroga de la discriminación, la desigualdad de oportunidades y la dependencia estarán garantizadas en España. De igual manera, mientras no se adapten las viviendas y se construyan las nuevas de manera accesible, respetando así la legislación vigente sobre accesibilidad, la discriminación seguirá vigente.

Javier Romañach

Muchas gracias Javier. (http://www.youtube.com/watch?v=yTGQq5GlFgw)

PD: ayer estuvimos en la cena benéfica de ADEMGI, Asociación Esclerorisis M (cuantas ideas!) Muchas ideas para el blog.

Mañana haremos fiesta del blog. Lunes os propondré una distribución razonada. Martes os informo de los derribos, (estoy haciendo fotos).

Jabi Odriozola

No hay comentarios

Aún no hay comentarios.

Redifusión RSS de los comentarios de la entrada.

Disculpa, los comentarios están cerrados.

Dise�o 2.0 Dirección (Piso piloto)
º Izq
20014 Euskadi
Tel. Contacto:
Email:  www.s-areka.com

Gestionado con WordPress